Publicado: 11 de Diciembre de 2014


Existe en nosotros una tendencia natural hacia la autosatisfacción  que coexiste con otra tendencia también natural, y es la de ocuparnos de los otros ,ya sea de aquellos que forman parte de nuestro entorno familiar más cercano ,o de esas otras personas que viven circunstancias similares a las nuestras ,o bien pertenecen a grupos con los cuales nos identificamos o por estar en el extremo opuesto, nos solidarizamos.

De manera espontánea las dos tendencias conviven en nosotros, fluctuando entre ellas de una manera dinámica y constante.

Ayudarnos a nosotros mismos pasa por dos extremos aparentemente opuestos .De un lado, el constituido por el olvido absoluto de uno mismo en sus dos vertientes:el abandono de sí y la sobreexplotación de las propias capacidades y fuerzas .Del otro ,el integrado por esas posturas de total y exclusivo centramiento en uno mismo  ,en otra vertiente, la búsqueda de constante satisfacción.

Podríamos pensar que éste segundo extremo es la máxima expresión del cuidarse. No es así, de la misma manera que cuidar a un niño no significa estar constantemente pendiente de él, poniendo en riesgo su propia iniciativa y espontaneidad; o concederle todos sus caprichos sin tener en cuenta si estos realmente contribuyen a un desarrollo sano. De igual modo para un adulto tampoco guarda ninguna relación el gratificarse de forma inmediata y constantemente o el no dejar de pensar en sí mismo, con el ayudarse a sí mismo.

Autores como C.R.Rogers y más adelante R.R. Carkhuff han considerado el hecho de Cuidarse equivalente a Ayudarse.

Y Ayudar significa crear las condiciones necesarias para que la persona cambie, y por cambio se entiende la puesta en marcha de la tendencia natural que el ser humano tiene de sanarse ,crecer ,madurar, desarrollarse

Éstos autores consideraron la Relación de Ayuda como Una presencia, un Estar con una calidad particular.

Carkhuff  tiene en cuenta un conjunto de destrezas que propician el surgimiento de la relación de ayuda.

Una fórmula :

RELACIÓN DE AYUDA=

Empatía+Respeto+Genuinidad+Concreción+Confrontación+Inmediatez+Automanifestación

Resumiendo:

·         Ayudar no es fácil

·         A pesar de que en nosotros coexisten las dos tendencias de manera natural ,en muchos casos ni sabemos cómo ayudar al otro, ni hemos aprendido tampoco a ayudarnos a nosotros mismos.

·         En lo referente a la ayuda a los demás un factor indispensable para su realización es el haber desarrollado una calidad particular de “Estar”.

·         Incluso en el caso de que hayamos desarrollado esa calidad de presencia, ésta se hace riesgosa si no va acompañada de la capacidad de cuidarse a si mismo.

Los dos polos CUIDAR-CUIDARSE se retroalimentan  de manera constante y dinámica.

y si ahora  nos aplicamos la fórmula  a nosotros mismos cómo sería?

Tendremos en cuenta las definiciones de Carkhuff y luego lo aplicaremos a nosotros.

EMPATÍA: Es la capacidad de percibir correctamente y en profundidad lo que experimenta la otra persona.

AUTO-EMPATIA: Sería la capacidad de percibir correctamente y en profundidad lo que experimenta uno mismo, es decir ESCUCHARSE.

RESPETO: implica el aprecio de la dignidad y el valor de la persona que se está ayudando.

  • Tener disposición y compromiso para trabajar con él.
  • Considerar el asesorado cómo único.
  • Se debe respetar su autodeterminación.Se suspende cualquier juicio crítico sobre el asesorado.
  • El respeto no ha de ser frío,neutro o desinteresado, sino cordial.

RESPETO A SI MISMO: aprecio de la dignidad y el valor propios como persona. Supone:


  • Estar con uno mismo. Tener disposición y compromiso para atenderse. Considerarse como único en el sentido en que todos somos únicos, es decir, con la especificidad que mi historia personal y características personales me aportan.
  • Respetar la propia autodeterminación.
  • No juzgarse críticamente.
  • Ser afectuoso con uno mismo. 
  • GENUINIDAD: capacidad por parte del asesor de ser libre y profundamente él mismo. Así se excluye la dicotomía entre lo que el asesor siente y lo que manifiesta ,entre su comportamiento cotidiano y profesional. Esto no significa expresar todo lo que sientes ,sino no negarlo.

GENUINIDAD: capacidad y permiso para ser libre y profundamente uno mismo .No negar los propios sentimientos, es decir, ACEPTARSE.

CONCRECIÓN: supone la expresión específica en lo que se refiere a los sentimientos del asesorado.

CONCRECIÓN: supone desarrollar la capacidad de expresar de forma concreta y específica los propios sentimientos.

CONFRONTACIÓN: acción iniciada por el asesor, que pone al asesorado en contacto consigo mismo, mediante la consideración de las discrepancias en él existentes y de la repercusión de éstas en la relación entre ambos.

AUTO-CONFRONTACIÓN: atención a las discrepancias existentes en uno mismo y de la repercusión de éstas en la relación con otras personas.

INMEDIATEZ: habilidad para discutir directa y abiertamente, con otra persona lo que está ocurriendo en el aquí y ahora de la relación interpersonal entre ambos.

INMEDIATEZ: habilidad para captar en el aquí y ahora lo que me está ocurriendo en cada momento y lo que me ocurre en cada momento en mi relación con los otros .Es decir, VIVIR EN EL PRESENTE.

AUTOMANIFESTACIÓN DEL ASESOR: está ligada a la genuinidad. El asesor debe estar dispuesto a manifestarse cuando la situación lo exija. No debe ser considerada como un fín en sí misma. Debe ser apropiada.

AUTOMANIFESTACIÓN: implica estar dispuesto a manifestarse cuando la situación lo exija. Buscar el momento apropiado. COMUNICARSE.

·         Podría decir entonces que cuidarme tiene que ver con: Escucharme, registrar lo que experimento en cada momento ,Estar dispuesta/o y comprometida/o  para atenderme ,considerarme única/o ,en el sentido en que todos somos únicos, con una historia y características personales, no juzgarme de manera crítica, ser afectuosa/o conmigo misma/o, Darme el permiso para ser libre y profundamente yo misma/o ,Aceptarme ,Expresar de forma concreta mis propios sentimientos ,Tener en cuenta conscientemente mis contradicciones y la repercusión de estas en mi relación con los demás, Captar  en el aquí y ahora lo que me ocurre en cada momento así como en las relaciones que me conectan con los demás, estar dispuesta/o  a manifestarme buscando el momento apropiado.

·         Para poner una imagen a lo que significa cuidarse  me detendría en una escena donde dos amigas/os se encuentran y dedican toda su atención y cuidado. Hablan, se escuchan ,comparten, pasan por momentos de tristeza, alegría miedo, rabia, y siguen allí ,pudiendo transmitir lo que les pasa ,sin dañarse comunicándose, queriéndose ,aceptándose en sus diferencias. Está permitido ser cada una una/o.El único requisito es cuidar el momento, vivir el presente con todo lo que significa apostar por el aquí y Ahora. La escena la podemos llevar al momento donde nos encontramos con nosotros mismos y decidimos tomar el camino de cuidarnos ,ayudarnos a crecer y ser mejores personas con nosotros mismos y con los demás.

 

                                                                                         Mariana Pesci